28 de julio de 2014

Una historia.

Dime mamá,


Os voy a contar una pequeña y a la vez GRAN historia.


Hay recuerdos preciosos y duraderos en el tiempo gracias a la conservación. Hace muchos años un hombre regaló una flor a una mujer y se la colocó en su delgado dedo. Se unieron y vivieron enamorados y felices muchos años hasta que la Señora Muerte los separó, si no, os digo yo que seguirían paseando juntos de la mano hasta, otra vez, el final de sus días.



Yo andaba detrás de ellos, los observaba. Siempre con sus manos entrelazadas. Ella se sentía segura junto a él y él el hombre más importante junto a ella,  para ella.


Recuerdo sus momentos de largos paseos por el campo. Recuerdo como compartían sus risas y también sus espontáneas no-alegrías. 

Recuerdo el no necesitar a nadie para pasarlo bien un sábado cualquiera. Un coche y las ganas de disfrutar de la naturaleza podían más que cualquier otra cosa. 

Recuerdo su vida juntos. Su compenetración hasta el FIN. Su dedicatoria el uno al otro. Su constancia, paciencia y amor. 

Él se lo demostró y ella lo remató en su final. Su fuerza y lealtad con él y por él. 



-¿Quiénes son mamá?
- Vuestros abuelos. Mis padres. 


          
Besos mamá.

10 de julio de 2014

Baelo Claudia


Dime mamá,





Yo podría haber sido una romana, por qué no, en la época de Baelo Claudia. Podría haber caminado a través de sus suaves arenas y haberme sumergido en sus aguas cristalinas.


Podría y puedo. La playa sigue allí . La antigua ciudad ya no está en pie. Son ruinas o "piedras abandonadas" como lo decís  vosotros.




A finales del siglo II a.C, hasta su abandono final en el siglo VII, se levantó la ciudad Baelo Claudia. Sus ruinas están ubicadas a 22 km al noroeste de Tarifa, "el reino  sulfero" y dentro del actual Parque Natural del Estrecho.


Esto era parte de mi  Baelo:
"...Baelo es un puerto donde generalmente se embarca hasta Tingis, en Mauritania. También es un emporio que tiene fábricas de salazones..."
Estrabón (año 18 d.C)

Y que feliz podría haber sido Mamis allí ¿no?. Mis conocidos varones, bien podrían haberse dedicado al comercio con las tierras de enfrente: Africa. Ups! ¿Un secreto? Hicimos dinero con la pesca de la zona, la industria del salazón y con una salsa derivada de esto último: el garum. ¿eh? "una salsa  hecha de víceras fermentada de pescado que era considerada por los habitantes de la antigua Roma como un alimento afrodisíaco, solamente consumido por las capas altas de la sociedad".  ¿Consumió Mamis esta salsa? ah!. Este detalle me lo guardo. 



Nuestro emperador Claudio nos concedió el rango de Municipio romano. Casi ná! Pero la felicidad poco duró a esta Mamis romana.


A finales del siglo II a.c , hubo un fuerte maremoto y la mayoría de la ciudad desapareció. Para colmo sufrimos una crisis, sí, la del siglo III y para rematar, la presencia de piratas. Una leve esperanza tuvimos pero ya, en el sigo VII, entre una cosa y otra, abandonamos Baelo Claudia.



Ya la gente, no camina bajo el sol por dos de sus calles principales. No charlan en la plaza o foro, descubierta por pórticos. La sede de los Tribunales de Justicia, en la Basílica, cerró sus puertas, al igual que las tabernas.


Las 2.000 personas que más de una vez llenaron el Teatro  para ver representaciones, solo interpretadas por hombres, disfrazándose de mujeres para ciertos papeles, ya no llenan las gradas.


El tiempo pasa muy rápido pero aun podemos ver restos de Baelo Claudia como el mercado, las termas y lo que fue del teatro.



Ir a Bolonia, sentir la arena, el agua, la brisa, respirar y caminaréis por las calles de mi  Baelo Claudia. Bueno, hacerlo desde casa que no quiero mucha gente por allí aunque de eso ya se encarga el bendito levante. Es broma, sé que lo sabéis. 





                                           Foto sacada de Google imágenes.


Foto sacada de google imágenes





Besos mamá







Image and video hosting by TinyPic

7 de julio de 2014

Se abre el telón.



Y escuchamos, eso de: empieza la función!



En Vejer de la Frontera, el la provincia de Cádiz, un antiguo teatro del Siglo XIX está abierto. Es un local con historia donde te sirven raciones y tapas con gusto. A una hora de la noche, el local cambia y empieza la música!!.... En directo. De esto no puedo hablar mucho pero eso me cuentan.


Una noche, los cinco, pasamos por el mirador de Vejer y leímos, Las Delicias. Nada más ver su entrada decidimos que una noche de verano entraríamos en ese local. Nuestra duda era si podríamos hacerlo con vosotros. Dos fines de semanas después de aquella primera ojeada hemos degustado alguno de sus platos. Calidad y precio armónicamente compenetrados. Y vosotros os portásteis súper bien. 

- Mamá ¿Y por qué se llama Las Delicias? 
-Pregúntaselo. 



Empieza la función. Es lo que se te viene a la mente nada más entrar por sus puertas. Allí, entre las mismas paredes, ya se escuchaban esta frase en el siglo XIX. Ubicado en un pueblo blanco en lo alto de una montaña con 200 metros sobre el nivel del mar. Este pueblo nos  hipnotizó hace unos años y necesitamos de vez en cuando perdernos entre sus cuestas. Pueblo poblado desde comienzos del Paleolítico y contando con una fortaleza desde la Edad del Bronze. Cuando vais por la carretera y lo divisáis, imagináis a los romanos con sus lanzas porque Vejer también tuvo una Época prerromana, con puerto marítimo en el actual Barbate. 

En el año 711, los musulmanes dominaron estas cuestas derrotando a Don Rodrigo y disfrutando de este magnífico entorno durante cinco siglos y medio, llamándose Besher. Vosotros habéis visto de aquella época el entramado de las calles y restos de la muralla. Pero hubo un cambio de rumbo!. En dos ocasiones estuvo en manos cristianas. En la época de Fernando III, "El santo", 1250,  fue dominada por los árabes asaltando las murallas del castillo. Era junio de  1264. Y en agosto de ese mismo año, se expulsaron a los mudéjares finalizando en 1285. Más adelante, Vejer, pasó a formar parte del señorío de Guzmán el Bueno, convirtiéndose en el defensor del Estrecho, siendo, después del Rey, dueño y señor de Vejer. 

Nuestro país es un país con una gran historia y Vejer tiene mucha. Sigue leyendo aquí.




Y llegamos al 1840, construido y en pie, el teatro Las Delicias, hasta 1920. Ha estado hasta hace poco como almacén abandonado, pena ¿verdad? Pero cuatro vegeriegos y su sociedad, grupo corredera 31,  decidieron gritar ¡Se abre el telón! Y un gran reto se abría tras sus puertas. 


Yo te abro las puertas y te invito a entrar. Vamos!





Nosotros accidimos al interior y nuestras miradas se fueron hacia arriba. Techos de 10 metros de altura  y 280 metros cuadrados. Paredes decoradas a base de palets. Una barra con grandes cortinas y helechos a modo de decoración. Buen servido con camareros que te agradan aun más la estancia. Comida diferente para un sitio diferente.


Está claro que  Las Delicias nos cautivó ¿verdad?. 



Hasta la próxima función....








Image and video hosting by TinyPic

Cervecería La Pastora


Dime mamá,




El 24 de este pasado mes de junio celebramos en familia el santo de dos Juanes. No sabíamos muy bien donde ir. Personalmente, yo, quería, una lugar al aire libre donde pudiérais correr pero sin tener que salir de la ciudad. Y me acordé de un sitio que hace años fui. Un lugar cargado de historia.


En los años 50, a los pies de la muralla de la Macarena, se inaguró un recinto espacioso donde comer pescaito frito. Estamos en Julio de 2014 y aun continua ofreciendo frituras, ensaladillas y aliños, acompañados de frescas cervezas y regañás. Un lugar para ir en familia, con amigos, para una primera cita y por qué no para ir solo/a, sentarte en una mesa y disfrutar de las vistas a base de una ración de puntillitas servido en papel de estrasa, el de toda la vida. ¿no te animas?

Su nombre, cervecería La pastora. Y bajo ella, mientras comíamos y disfrutabamos del santo, ¿habría leyenda o realidad? Se cuenta que bajo nuestra ciudad podría haber pasadizos y largas galerías comunicándose varios edificio de la ciudad. Muchos de ellos han ido desapareciendo a lo largo de los años debido a las nuevas construcciones o ¿será algo en lo que creer? He enontrado un blog donde nos cuenta algo sobre estos históricos pasadizos. ¿Queréis entrar en ellos? 



Es un lugar mítico de nuestra ciudad pero también creo que es poco conocodo por las jóvenes generaciones y aquí incluyo a la mia también. Infinitud de veces se pasa por la zona de capuchinos sin prestar atención. Cuando paséis, fijaros y la descubriréis. Coger una mesa bajo la yedra, pedir fritura y tomaros unas cervezas bien frías. Nosotros disfrutamos de ese momento. Os fuisteis a correr a los pies de la muralla y allí se acabó la magia.




¿Qué? ¿Qué digo? Hay gente "mu guarra"  en mi ciudad. Y no tienen otra que sacar a sus mascotas de paseo y dejar sus rastros en el cesped tan bien cuidado a los pies de la muralla. Ese momento de paz y armonía se rompió cuando te vi llegar cargado de un apestoso regalito.

Pero os digo yo, que a mi eso no me quita de disfrutar de otro papel de estrasa.Volveremos.



Besos mamá. 




PD: he encontrado muy poca información a nivel histórico sobre esta cervecería. Estaba convencida de ver imágenes de ellas en Internet. Así que si alguien lee este post y posee más información sobre este lugar que me cuente!!






















Image and video hosting by TinyPic